SANTIAGO EN SILENCIO

Agosto 2020

Autor: Nicolás Aguirrezábal.

“En el 2020, como en ningún otro año, hemos experimentado hechos de maneras muy diferentes. Algunos llevamos semanas saliendo de casa una cantidad mínima de veces y otros han tenido que seguir trabajando. Si han tenido la oportunidad de estar afuera, puede que hayan sido testigos de situaciones que antes parecían imposibles, la movilidad dentro de la ciudad se ha reducido y esto nos permite ver cosas que antes no podíamos. Sentir la soledad de ser uno de los pocos transitando por avenidas desiertas, que antes eran atravesadas a diario por miles de transeúntes. La sensación de seguridad se ha convertido en una dualidad cuestionable, por un lado, al no tener gente cerca, me siento seguro ya que las probabilidades de contagiarme son menores, pero al mismo tiempo, en caso de tener un accidente, habrían menos personas para ayudarme. Hoy la gente mira con recelo cuando alguien se acerca más de lo necesario y no duda en alejarse para evitar incomodidad. Pese a todo, aún son muchos quienes encuentran seguridad en sus hogares, han dejado las calles y esto hace que tengamos bellas y desoladas panorámicas que no podemos evitar contemplar”.

En este proyecto se registra el silencioso vacío que existe en Santiago, incluidas las principales autopistas, como la Ruta 5 o Américo Vespucio, por donde normalmente transitan cientos de vehículos. Barrios universitarios extrañando la vida juvenil que transitaba por sus calles. Y es posible que también vean por ahí al autor de este proyecto.

“Santiago en Silencio”
Nicolás Aguirrezábal
niko_aguirre_
Agosto, 2020

WhatsApp chat